Viedma

Francisco Salicioni y 46 años de protección civil: "Yo amo mi trabajo, no haría otra cosa"

Francisco Salicioni

Francisco Salicioni recuerda fechas y detalles precisos de las mil anécdotas que reunión en sus 46 años como trabajador de Protección Civil. "Yo amo mi trabajo, no haría otra cosa", resalta. Operador de comunicaciones, lleva toda una vida ayudando a las vecinas y vecinos de toda la provincia.

La historia de “Pocho”, como es conocido en Viedma, fue resaltada por la Gobernadora Arabela Carreras en sus redes sociales, en el marco del día de los trabajadores y trabajadoras de Protección Civil.

Salicioni explica que son “los primeros en enterarnos de todo lo que pasa”, lo que conlleva una gran responsabilidad: “Trabajamos articulados con Salud, con Seguridad, con todos los organismos para ayudar a la gente que lo necesita”.

“Por mi profesión tuve la posibilidad de trabajar en dos Cumbres de Presidentes Iberoamericanos; en la reunión del G20 en Bariloche; la llegada a Viedma del Papa Juan Pablo II y durante casi 20 años dimos apoyo de comunicación a la Regata del Río Negro”, cuenta.

A los 14 años “Pocho” dejó el campo de su familia para buscar suerte en Viedma. Ingresó a la Administración Pública como cadete. Dos años después recibió a su madre, quien entró a trabajar en Asuntos Sociales (en el edificio donde hoy funciona Salud) y luego a su padre, que trabajó en una empresa constructora y luego entró a Gobierno.

“A los 18 me mandaron a Buenos Aires a hacer el curso de operador. Salimos con saco y corbata, y yo ni sabía hacerme el nudo de la corbata”, recuerdo, entre risas.

Entre 1983 y 1984 se inició la puesta en marcha de la red provincial de comunicación que administra Defensa Civil, con 70 u 80 equipos en puestos rurales, hospitales, oficinas policiales y campesinos de la Región Sur. “Todo eso caía en el centro de comunicaciones en Viedma. Ahora la tecnología ha avanzando, hay celulares y repetidoras de VHF en todas las comunidades”, comenta.

La charla es interrumpida constantemente por mensajes de los equipos de comunicación. Familias de la Región Sur que se comunican entre ellas, comparten información de caminos y de la situación en general. “Acá no te desconectás nunca. Yo amo mi trabajo. No haría otra cosa. No sé hacer otra cosa. Es un trabajo de todo el día, porque no sabes cuándo se presenta un problema. Nevadas, incendios, de todo”, explica.

Recuerda que el hecho que más lo impactó fue la caída del avión de la empresa Sol en Prahuaniyeu: “Llegamos al lugar, ya estaban los bomberos, policía, todo el personal de lo que era Defensa Civil. Se había cercado el lugar. Fue muy difícil ese momento”.

Pero su trabajo también le dejó memorias increíbles: “Una vez me tocó un parto de una familia en un paraje. Estábamos acá tomando mate y fumando un cigarrillo y recibimos un llamado de un hombre que nos dice que su pareja estaba dando a luz. Llamamos al hospital más cercano y asistimos a la familia por radio entre médicos de Roca y nosotros acá desde Viedma, hasta que llegó la ambulancia. Todo salió bien”.

Estimados Lectores: la intención es que éste sea un espacio para la opinión, el debate, y la libre expresión. NOTICIAS RÍO NEGRO no tiene responsabilidad alguna sobre comentarios de terceros, los mismos son de exclusiva responsabilidad del que los emite. Los comentarios agraviantes pueden quedar ocultos. Aprendamos a comentar con educación. Muchas gracias.